El País, El Mundo y sus obsesiones

Cómo están los dos diaríos más importantes de este rincón del planeta. Mientras que El Mundo parece obsesionado con apropiarse del Manifiesto por la defensa del idioma con el mismo empeño con que la ultraderecha se adueñó de la bandera rojigualda como símbolo, El País anda dándole cabezazos a Zapatero a golpe de estudios de encargo que llegan a primera página con aires de gran bombazo informativo. Y ya son muchos días seguidos con la cantinela de que el presidente ha perdido popularidad frente a Rajoy, una musiquilla que se repite desde hace algún tiempo en un medio que tradicionalmente estaba volcado con el PSOE.

No puede ser que, debido a las vacaciones de la plantilla, no tengan nada de qué informar este verano. ¿Por qué no se dedican a investigar para refrendar de otra manera sus hipótesis? ¿Por que dan como noticia de primera la estadística de una encuesta de encargo? ¿Y por qué lo repiten y lo repiten día sí y día también?

La opinión de una sola persona, ni siquiera una de gran relevancia, rara vez llega a la portada de un diario. ¿Por qué la opinión de muchos, a veces claramente mediatizada, se convierte en un titular de importancia capital cuando no hay ninguna elección a la vista?

No nos engañemos. La guerra del fútbol, que ha provocado que Digital+ pierda los derechos de la Champions, ha desatado los truenos en la calle Miguel Yuste. Pero todo es tan burdo que los lectores se han dado cuenta y están protestando.

Así están las cosas. Unos quieren arreglar las cuentas con unos políticos que no les dejan hacer negocios a sus anchas tal y como estaban acostumbrados. Esos traidores que les deben tantos favores… Otros quieren que los lectores más conservadores se enteren de que ellos son los abanderados del conservadurismo patrio. Todo sea para recoger esos lectores de derecha que supuestamente andan perdidos por el quiosco. El ABC  y a La Razón no refrendan sus opiones como antes.

Por cierto. Que nadie se quede sin leer el “Manifiesto por la lengua común“. Y después que opine. Incluso que vea los vídeos de la presentación que se hizo en Madrid. Por mi parte, estoy de acuerdo con todo lo que expresa y me parece una pena que este documento, tardío pero necesario, se utilice comercial y políticamente. Aunque comprenda las reticencias (sólo algunas), animo a todo el mundo a que lo firme.

Porque es cierto que son los habitantes quienes tienen los derechos y no las regiones en donde habitan. La lengua la determinan/deberían determinar/ los hablantes y no los territorios o los políticos de turno. Y precisamente porque algunos políticos -y también algunos medios- se muestran como amedrentados por un pensamiento que parece falsamente dominante y, lo que es peor, muchos de ellos no hacen nada porque les parece que esa pasividad es progresista además les ayuda a mantener alianzas beneficiosas con los nacionalistas.

Una respuesta

  1. […] este tema, como ya expuse en su momento, creo que se ha equivocado. “El periodismo está en su mejor momento cuando es asesor […]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: